Lo que el nuevo gozne de Indiana Jones necesita para enamorarme

Bethesda tiene la responsabilidad de hacer conciencia a un icono de la civilización pop en su nuevo plan. Lo tiene todo a su merced, pero el mundo de los videojuegos ha cambiado mucho desde el zaguero plan protagonizado por Indy. ¿Qué le podemos pedir a este gozne a día de hoy para que sea una aventura de éxito?

Creo que pocos lo vimos venir. Cuando Microsoft y Bethesda anunciaron un nuevo gozne de Indiana Jones, fue toda una sorpresa. Sí, es verdad que con una nueva película en el horno el impulso de un videojuego que recuperara al icónico intrigante interpretado por Harrison Ford no era descabellado. Pero reconoce que no te esperabas que los responsables de la clan Wolfenstein, MachineGames, fueran a ser los encargados de recuperar al Doctor Jones para los videojuegos. No pasa mínimo. Yo siquiera me lo esperaba. Tampoco Álvaro Castellano, que en su momento reconocía lo que similar notificación suponía, a existencias de ilusión y anticipación, para los fans del personaje y de los videojuegos.

Me resulta extraño musitar de “ilusión”, “Indiana Jones” y “videojuegos” como conceptos interrelacionados en la misma frase. Porque hay que admitir que el Doctor Jones lleva muchos años sin tener suerte en el mundo de los videojuegos. Haz una prueba y trata de recordar el último juego de Indiana Jones que te gustó de verdad. Para mí fue el Indiana Jones’ Greatest Adventures de Super NES. Hablamos del 1995, y no serán los años, será el rodaje, pero yo me siento viejísimo al recordarlo. Sí, después ha habido otros grandes juegos “a lo Indiana Jones”, seguramente los mejores de ellos con Lara Croft o Nathan Drake como protagonistas, y no a Indiana Jones.

En 2006 en 3DJuegos comentábamos que la nueva aventura de Indiana Jones se presentaría en el E3 de aquel año, haciendo gala de la revolucionaria tecnología “euphoria” de NaturalMotion. Nunca más se supo. Desde entonces las cosas han cambiado mucho. Han sido muchos años de silencio, y de buenas a primeras, ¡boom!, los tipos que hacen reventar cabezas nazis en los ultraviolentos Wolfenstein se calzan el fedora y la chupa de cuero más valiosos de la cultura pop. Pero como decía, la industria del videojuego ha cambiado mucho desde que Indy se asomó a ella por última vez. Las series de Tomb Raider y Uncharted se han visto obligadas a reinventarse a sí mismas y a explicar hasta la última gota las mecánicas de saltos imposibles, puzles y refriegas ocasionales para seguir en el candelero, sin perder su personalidad. Al igual que estas dos franquicias han bebido sin sonrojo de las películas de Indiana Jones para todo tipo referencias, a los desarrolladores del nuevo juego de Indiana Jones tampoco les debería dar vergüenza alguna reconocer -y usar- las muchas cosas que estos títulos han hecho bien durante los últimos años.

El músculo gráfico que las nuevas consolas y tarjetas son capaces de ejecutar hace que podamos asumir que visualmente el juego puede ser deslumbrante a la hora de mostrar paisajes exóticos o condiciones climatológicas extremas. Eso está muy bien, pero no nos quedemos ahí. La jugabilidad tiene que ser frenética y endiablada, y además debe servir para cubrir de eventos y momentos inolvidables un escenario que ya a estas alturas debe huir en lo posible de la linealidad y explotar tanto como pueda la libertad de exploración por parte del jugador. Tanto Uncharted 4 (y The Lost Legacy) como Shadow of the Tomb Raider lograron, cada uno en su estilo, aproximaciones interesantes con estrategias parecidas. Un nuevo juego de Indiana Jones debe llevar eso a un nuevo nivel, especialmente con una ventana de lanzamiento para 2023, como pronto.

Indiana Jones de Bethesda: Lo que el nuevo juego de Indiana Jones necesita para enamorarmeIndiana Jones’ Greatest Adventures (Factor 5 y Lucasarts)

Ojalá se despejen pronto las incógnitas porque Indy merece un gran juegoOtro punto interesante es la aproximación cinematográfica. Indiana Jones, al venir del cine y tener en las películas su referente original, viene de serie con el problema de empezar a parecer una película interactiva en el momento en el que una cinemática se alargue un par de minutos de más de lo deseable o un “quick time event” entre en acción. Si bien Indiana Jones es un personaje de cine, hablamos de un videojuego, donde lo importante es la acción a las órdenes del jugador. Creo que MachineGames tiene el pulso bien cogido al tándem de narrativa e interacción. Relacionado tangencialmente con este punto, tenemos que ver cómo se plantea el juego: ¿vista en tercera o en primera persona? Los juegos de acción y aventuras tienden a la vista en tercera persona para mostrar la acción de manera que la exploración y el componente “plataformero” sea lo más accesible y gratificante posible. Pero no es una regla escrita en piedra. Tal vez MachineGames quiera sorprendernos y revolucionar el género innovando en acción en primera persona, tal vez con algo vertiginoso como un Mirror’s Edge con menos parkour y una acción más cercana a lo que vismos en aquel más que potable The Chronicles of Riddick: Assault on Dark Athena.

A nivel de complejidad imaginad lo que podrían ofrecer puzles diseñados para las actuales plataformas. La escala de algunas de las pruebas que debemos superar, por ejemplo en Uncharted, puede servirnos de referente. Si además MachineGames es capaz de integrar la exploración en la solución, los jugadores nos podemos sentir como el propio Indy explorando tumbas olvidadas… ¿Y el látigo? Con la cantidad del juegos que están metiendo “mecánicas de habilidad” para mejorar la verticalidad y dinamizar “el plataformeo” y los combates, ¿cómo obviar en ese terreno lo que hemos visto en las pelis de Indiana Jones en un juego de Indiana Jones?

Indiana Jones de Bethesda Xbox SeriesMachineGames, golpeando nazis desde 2014

Son muchas las incógnitas que presenta ahora mismo este título, y ojalá se empiecen a despejar pronto, porque Indy merece un buen juego. Todos los elementos están ahí para que los aficionados podamos disfrutar de un gran juego de Indiana Jones en un futuro cercano: la desarrolladora, el estudio, la licencia… ¡Incluso parece que Todd Howard ha conseguido convencer al nada fácil de convencer George Lucas de que le diera su bendición al proyecto! La nueva aventura de Indiana Jones lo tiene todo para triunfar, y todos queremos que lo haga. Pero también sabemos que otros grandes proyectos han fracasado con perspectivas tan alentadoras como las de este proyecto. Así que solo queda esperar.

Bueno, esperar, y pedirle a Bethesda y MachineGames que, por favor, su Indiana Jones se parezca a Harrison Ford, no solo en su aspecto, también en esa forma tan icónica de correr como un señor mayor, encajar los golpes con elegancia y hacernos vivir las mayores aventuras de nuestra vida.

Suscríbete al canal de 3DJuegos en YouTube

Leave a Comment