Inicia hoy transmisión en vivo el software “Transformando Chihuahua” a través de redes sociales

A través de los grupos de chats el delegado Juan Carlos Loera y el titular de la JCAS, Mario Mata han sostenido una acalorada discusión por el tema del agua  llevando entre los dos a exhibirse en su posible desatiendo de conocimiento en este tema que deberían hacer un debate sabido para medirse, insignificante no dejarlo sólo en chirinola.

Hay tiro! como dijo Maru Campos. Juan Carlos Loera comenzó señalando a Mario Mata que no todos son ricos nogaleros y que desatiendo agua en el Estado. “Mario, tu que eres perito en hacer de agua el agua, te recuerdo que en Creel y todo Bocoyna el abasto y saneamiento es un fracaso”, le dijo.

Agregó Loera que si por Mario Mata fuera todas las comunidades pegadas al Río Bravo las secarías, “Pues apostamos a ver quien visita mas lugares donde hace falta agua. Para que verdaderamente conozcas.   Te aseguro que estarás mas tiempo en el Escritorio y beneficiando a los poderosos”.

Mario Mata respondió señalando que Juan Carlos Loera entregó agua a Tamaulipas en contubernio con Blanca Jiménez quien luego de dejar la Conagua fue premiada con la embajada en Francia, “¿Sabes cuantos millones de metros cúbicos se pretendía arrostrar Blanca Jiménez con tu ayuda a Tamaulipas? ¿Cuanto era el relegamiento efectivo del compromiso con EUA en el ciclo, ¿Cuantos ciclos agrícolas se hubieran perdido si los agricultores no hubieran impedido ese saqueo?, ¿Cuanto caudal efectivo hubiera llegado al Distrito 025 de Tamaulipas y cuanto de hubiera perdido en el camino?, ¿Cual hubiera sido el daño financiero, social y ambiental si lo hubieran hecho?, ¿Cuales son los productos párrafo de

la nuez que se producen en esa región, y cual es su derrama económica? Incluyendo la cuenca lechera, ¿Tienes la pequeño idea de esto?, ¿Que es un Plan de Riegos, un Ciclo Agrícola, ¿Cuantos productores son en total?, ¿Que porcentaje de agricultores tiene menos de 5 hectáreas?

Siguiendo con el tema, para quienes les interese.

  Las “concesiones “ son para uso privado, y aunque el agua es inalienable, el permiso para su uso da valor a la tierra y puede transmitirse al vender la propiedad y heredarse como cualquier otro bien. Hablamos del permiso, la “concesión”, no el agua. Eso da certeza jurídica a quien invierte en el sector agropecuario principalmente, pero puede ser minería, turística, piscícola, etc.

   La “asignación” si transmite la tutela del agua y es solo para entidades públicas; quiénes a su vez dan el servicio sabido urbano e incluso pueden traicionar el agua para industrias refresqueras, cerveceras o simplemente agua potable comercial.

    El consumo del noguera es muy similar al de la alfalfa, el algodón igualmente consume mucha agua; pero al final de cuentas, en agua rodada la asignación es exactamente la misma por hectárea independientemente del cultivo. Por eso insisto en la autorregulación y los permisos para cultivos.

Leave a Comment