Federación de Triatlón 5,5 millones para erigirse en hub

El triatlón castellano avanza con paso firme tras la pandemia. La Federación Española de Triatlón (Fetri) se ha rehecho de las consecuencias de la Covid-19 y cuenta con un presupuesto de 5,5 millones de euros para 2022, un 32% más que en 2021. El organismo cerró el pasado prueba con un superávit de 60.000 euros, tras cumplir con el plan de viabilidad definido con el Consejo Superior de Deportes (CSD). Ahora, mira al futuro con el objetivo de convertirse en un polo de apego de competiciones internacionales.

De entrada, Bilbao acogerá el Campeonato de Europa Multideporte en septiembre de 2022 y Pontevedra la grado final de las series mundiales de 2023. Dos eventos de entidad en el panorama internacional, que permiten situar a España como un extensión preferente para la estructura de eventos de triatlón en todo el mundo. A ellos hay que sumarles que Valencia ya albergó en 2021 una de las sedes de la Copa del Mundo y que Barcelona ha sido sede durante dos ediciones de la Copa de Europa, hasta la renuncia de este año.

Esta ataque por atraer competiciones se enmarca en el interior de la logística de la pacto para “aumentar la influencia internacional del triatlón español”, según explica a 2Playbook José Hidalgo, presidente de la Fetri y la Asociación del Deporte Español (Adesp). La actividad de los últimos abriles ha llevado a España a convertirse en el país que más competiciones de triatlón organiza del mundo. “Nos permite ser punta de lanza y poner en el punto de mira a las mejores competiciones a la vez que acercamos a la federación al máximo nivel”, señala el directivo.

De hecho, la estructura de eventos deportivos genera la fracción de los ingresos propios, que suponen un 60% del presupuesto total; el 40% procede de las subvenciones. De este modo, la Fetri se desmarca de la externalización de las pruebas y puesta porque “el liderato del proyecto sea de cada una de las ciudades”, apunta Hidalgo.

Ironman 70.3 Alcúdia-Mallorca. Getty Images.

Gracias a la apego de pruebas y eventos, la entidad calma recuperar y exceder el número de licencias apurado en 2019, posteriormente del fagot vivido durante los dos abriles de pandemia. “Por ahora nos encontramos en torno a las 40.000”, señala. En concreto, el 2021 terminó con 34.492 licencias según el Anuario de Estadísticas Deportivas del Ministerio de civilización y Deporte, más de 2.000 más que hace un año y lo que supone el botellín año consecutivo de crecimiento.

Pese a ello, hay que tener en cuenta que el estafermo federativo no posee la diligencia de las licencias de día, que quedan bajo el control de las federaciones autonómicas y que, según Hidalgo, supondrían rodeando de 10.000 practicantes más. Las licencias representan el 20% de los ingresos de la pacto.

En cuanto a patrocinios, la entidad mantiene la mayoría de sus socios y suma a Caixabank con un esquema con el Comité Paralímpico y un nuevo servicio llamado Ciudades del Triatlón, para la promoción del entrenamiento del deporte en normal y, el triatlón en particular, en La Nucía, Ceuta, Melilla, Roquetas de Mar y Banyoles.

El apoyo de las marcas supone un 30% del presupuesto del organismo, entre cuyos patrocinadores principales figura Iberdrola como sponsor del deporte mujeril, en el entorno del software Universo Mujer. En un segundo escalafón, la Fetri ha renovado su compromiso con Santalucía, GO fit, y está en proceso de prolongar su asociación con Loterías y Apuestas del Estado como patrocinador oficial.

 

Transformación digital, diligencia federativa y transversalidad

La pacto tiene una amplia inventario de proyectos para poner en marcha a lo prolongado del 2022. Consciente de la importancia de adaptarse a los cambios y explotar las oportunidades tecnológicas, Hidalgo está convencido de la relevancia que tienen los planes de digitalización en el funcionamiento de la entidad. “Hemos invertido en un programa para medir el rendimiento con inteligencia artificial destinado tanto a deportistas como entrenadores y otro programa de análisis de datos para proporcionar al deportista las mejores condiciones” afirma el presidente.

El estafermo ha llegado a acuerdos con todas las federaciones autonómicas para un software de tecnificación deportiva y trabaja de forma conjunta con cada una de los territorios para crear un sistema digital de todo el triatlón castellano. Su intención es ir más allá del triatlón de competición y tener un impacto transversal atrayendo a la población de todas las edades al mundo del deporte.

La Fetri encabezó la inventario de deportes en España con una subvención de 116.398 euros otorgados en función de los proyectos presentados

“Tenemos un programa de intervención social cuyo eje es el triatlón, pero que pretende atraer a la práctica deportiva en general. Hemos de tener una respuesta para aficionados al deporte general en el cual nuestro gen ha de ser el triatlón como deporte de acogida”, explica Hidalgo. Con la intención de ser una respuesta transversal han creado la plataforma Tripasion para los deportes populares, la iniciativa Lideresas para animar a la praxis del triatlón y el deporte entre las mujeres y un software dedicado al dificultad y el deporte con el que ofrecer consejos respecto a la praxis deportiva en este período.

La pacto de triatlón fue la que más recibió del reparto de fondos del CSD para proyectos relacionados con la difusión y elaboración de contenidos audiovisuales sobre competiciones propias. La Fetri encabezó la inventario de deportes en España con una subvención de 116.398 euros otorgados en función de los proyectos presentados.

“Hemos hecho una apuesta muy importante con todo lo audiovisual, para lograr posicionamiento en plataforma y generar mucho contenido. De hecho, hemos invertido muy por encima de esa cantidad porque hay que contar nuestro deporte a gente que no lo conoce”, asegura. De este modo, no hay ningún campeonato que no tenga algún tipo de esquema vinculado al audiovisual en forma de plataforma, software de televisión o en forma de prontuario.

Leave a Comment