El Gobierno de España presentará un esquema para regular las ‘cajas presa’ en videojuegos tras compararlas con los juegos de azar

El Gobierno de España, a través del Ministerio de Consumo, anunció el viernes que presentará un esquema de ley para regular las cajas presa de los videojuegos —o loot boxes, en inglés—, a las que compararon con los juegos de azar, a fin de evitar adicciones como la ludopatía y preservar la lozanía de los jugadores. De concretarse, sería el primer país de Europa con una ley específica para este segmento.

El anuncio se concretó en la inauguración del seminario “Loot Boxes. Nuevos retos de la industria del videojuego”, organizado por el Ministerio de Consumo para combatir sobre estos mecanismos aleatorios de retribución con expertos y profesionales del sector.

El concepto sostenido por el ministro de esa cartera es que las cajas comparten la aleatoriedad o el azar en el resultado, que cuesta cuartos activar el mecanismo y que el premio tiene un valencia estimable. “La realidad es que detrás de los videojuegos hay un subjuego muy similar a los juegos de azar tradicionales que conllevan un riesgo para la salud”, argumentó el ministro de Consumo gachupin, Alberto Garzón, en el evento, donde todavía indicó que contar con una ley específica para regular las cajas presa, e incluso el mercado de las criptomonedas y las NFT (tokens no fungibles, en gachupin), “permitirá divertirse y que eso sea compatible con la preservación y maximización de la salud de todos los consumidores y, en particular, de los más vulnerables”.

Garzón anticipó que la intención es que el proceso de regulación culmine este año, incluyendo la tramitación parlamentaria, aunque indicó que el “ritmo político en España siempre es incierto”, según publica la agencia EFE.

En diálogo con la radiodifusión española Radiocable, el ministro expresó el viernes que desde su despacho han esmerado “una ley muy específica” que presentarán “en unos días” para regular estos contenidos, sin ofrecer más detalles de la propuesta.

En el software radial, Garzón se identificó a sí mismo como ludópata de videojuegos y señaló que las cajas presa o loot boxes son “un sistema de mejora de capacidad del videojuego, […] pero caracterizado por el azar”.

“Tú vas a intentar obtener una mejora de esa característica del videojuego sin saber exactamente qué es lo que vas a recibir, está incluido el azar. Vas a recibir un premio y además este puede ser intercambiable con un valor económico. Esto lo que hace es que tengamos una especie de tragaperras —máquinas tragamonedas— dentro del propio videojuego”, cuestionó el ministro.

En esa hilera, señaló que estos mecanismos tendrían todavía “las consecuencias negativas que puede tener […], por ejemplo, las propias tragaperras, porque eso implica conductas de consumo compulsivo” que podrían conducir a la bancarrota de los jugadores.

A partir de ello, Garzón advirtió que estos videojuegos se ofrecen a menores de 18 abriles y que, de acuerdo a cifras del Ministerio de la Sanidad, un 30% de este clase etario “reconoce en el año 2021 que ha pagado cantidades importantes de dinero por obtener una mejora de estas características”.

Cabe señalar que, en febrero de este año, el ministro Garzón había ya manifestado estar evaluando la inclusión de las cajas presa y los NFT en la carta que regula a los juegos de azar en España.

En tanto, la Asociación Española de Videojuegos (AEVI) se pronunció recientemente respecto de las declaraciones del titular de Consumo gachupin y han “rechazado rotundamente la equiparación de los videojuegos a los juegos de azar”.

Leave a Comment